cuadernos de las coimas

En un clima enrarecido, esperan otro arrepentido clave y nuevas medidas

Mientras avanzan denuncias contra el juez Rodríguez y el fiscal Stornelli por presuntos sobornos, la causa que investiga Bonadio promete derivaciones tras las revelaciones del contador de los Kirchner y de Pochetti. 10|02|19

Las esquirlas de lo sucedido en las últimas 24 horas hábiles de Comodoro Py sobrevuelan la semana que comienza mañana en los tribunales del barrio de Retiro donde, insisten, no recuerdan dos cimbronazos tan fuertes en tan poco tiempo. La investigación de los cuadernos seguirá en el epicentro de denuncias cruzadas y hasta se espera un posible nuevo “carpetazo”.

En el mismo edificio están los despachos del juez Luis Rodríguez y del fiscal Carlos Stornelli, los dos denunciados en los últimos días por el presunto cobro de coimas en pos de no avanzar en investigaciones que acumularon en sus respectivos despachos. En el caso de Rodríguez, la del presunto enriquecimiento del ex secretario de Néstor Kirchner, el fallecido Daniel Muñoz, y su mujer Carolina Pochetti. En tanto que en el caso de Stornelli, es por el supuesto pedido a través de un intermediario de medio millón de dólares a un productor agropecuario presuntamente involucrado en los cuadernos de las coimas, el caso que produjo un enorme cimbronazo tanto en el interior del mundo empresarial como político.

También en Comodoro Py están las dependencias de quienes deberán investigar a Rodríguez a nivel penal, en tanto que el caso que involucra a Stornelli seguirá en la Justicia federal de Dolores, donde recayó porque parte de los hechos denunciados sucedieron en la ciudad de Pinamar. Rodríguez también tiene frentes en el Consejo de la Magistratura, donde tiene dos denuncias en su contra y en las últimas horas se amplió una de ellas.

Fuentes del Consejo de la Magistratura confirmaron a PERFIL que pedirán como medida inicial la declaración de Pochetti, para conocer sus dichos, tras lo cual evaluarán las posibles medidas a seguir. El expediente en contra del magistrado está en manos de Diego Mollea, representante de los académicos en el organismo, y quien recién asumió en diciembre pasado.

Quién es el juez Luis Rodríguez, apuntado de recibir presuntos sobornos por parte de Carolina Pochetti

Parte de las fuentes del organismo advertían de antemano la dificultad que supone intentar probar una denuncia de estas características así como ponían el foco en quién es la denunciante, en referencia a Pochetti. “A ver, surge la denuncia y la indignación es generalizada, pero la realidad es que Pochetti no es la hermana Bernarda, habrá que ver cuánto hay de cierto en sus dichos, o bien si no lo hizo como una maniobra para complicar la causa y ganar tiempo. Está acusada de haber lavado más de 70 millones de dólares”, sostuvieron ante PERFIL fuentes del organismo encargado de la sanción y remoción de los magistrados.

En tanto que desde el Consejo también se reconocía que si bien no hubo una directiva específica por parte del oficialismo respecto de cómo seguir, admitían que sería complicado resistir las presiones generalizadas que comenzaron tras conocerse la denuncia contra el juez Rodríguez y que podrían incluir hasta una marcha al edificio de la calle Libertad, a fines de este mes.

La abogada del empresario que denunció a Stornelli: "Amenazaron a su familia"

En paralelo, Rodríguez también tendrá el frente en Comodoro Py. El viernes se sorteó la denuncia que salió de la declaración como arrepentida de Pochetti ante Stornelli y Bonadio. El sorteo determinó que sea el propio Bonadio el que encare la investigación. En las próximas horas el juez deberá enviar la denuncia a la fiscalía de Gerardo Pollicita, con quien está de turno este año, para que determine si requiere la instrucción del caso. Será así el primer paso para intentar dilucidar qué pasó realmente.

Hermetismo. La situación de Stornelli es distinta porque el expediente que lo involucra tramita en el juzgado federal de Dolores, a cargo de Alejo Ramos Padilla, donde reina el hermetismo. A diferencia del caso de Rodríguez, en el de Stornelli pareció haber menos repercusión por el hecho. “La indignación republicana es selectiva”, ironizó una fuente ante este medio. Y agregó: “Porque en definitiva están hablando de lo mismo: dos tipos que se supone que cobraron coimas y no son cualquiera: uno es fiscal de la Nación, el otro, juez, pero no les pegan ni parecido”.

Arrepentidos e indagatorias. En medio de la sospecha que lo sobrevuela, Stornelli encarará esta semana una nueva etapa de la investigación en la que se espera que Bonadio homologue el acuerdo de arrepentido de Víctor Manzanares, contador histórico de la ex familia presidencial. Manzanares pactó con Stornelli el jueves por la noche y aportó numerosos datos que fueron valorados por el fiscal. Manzanares es un hombre que conoció al detalle la contabilidad personal y de los emprendimientos de toda la familia Kirchner.

De hecho, está acusado en otras de las causas que involucran a Cristina Kirchner y su familia, y detenido desde julio de 2017 por entorpecer a la Justicia, en el marco del caso Los Sauces. “La declaración de Manzanares es una de las más importantes”, indicó Stornelli, quien describió que el interrogatorio “duró dos jornadas y es probable que se amplíe”.

Tras las declaraciones de Manzanares, Pochetti y su primo, Carlos Gellert, otro de los arrepentidos en el caso que comenzó con las anotaciones del ex chofer Oscar Centeno, la investigación promete novedades en el futuro cercano.

Cuadernos de las coimas: lo que pasó y lo que viene en la causa

En tanto que en el inmediato se esperan las 101 declaraciones indagatorias que ordenó Bonadio esta semana y que comenzarán a sucederse a partir del 20 de febrero próximo y que incluyen hasta la ex presidenta, que volverá por tercera vez al juzgado del magistrado por la causa de los cuadernos. Tiene fecha de presentación el próximo 25 de febrero, día del nacimiento de su marido, el ex presidente Néstor Kirchner.

En el caso también se espera que se sume un nuevo arrepentido. Así lo hizo saber el fiscal Stornelli en declaraciones televisivas el viernes por la noche. Aseguró que si bien ya cerró alrededor de treinta acuerdos con imputados colaboradores en el marco de la causa de los cuadernos, todavía “falta un arrepentido más”. Y agregó: “El sabe que lo estoy esperando”.

Movimientos en el juzgado de Dolores

Mientras que cerca del juez federal Luis Rodríguez explicaron, tal como ayer publicó PERFIL, que el magistrado hará los descargos que deba hacer tanto en la eventual causa penal como en el Consejo de la Magistratura, el fiscal Carlos Stornelli optó por una defensa mediática. Se presentó en varios medios de comunicación (entre varias apariciones, en la noche del viernes visitó los estudios de TN) atacando la denuncia en su contra al describirla como una “operación berreta”.

Pero por lo pronto, en el juzgado federal de Dolores seguirá la causa y según fuentes cercanas al expediente podría haber novedades en los próximos días.

Este medio buscó contactarse con el juez del caso, Alejo Ramos Padilla, a cargo de la instrucción, pero desde allí optaron por el hermetismo y la reserva. Quienes sí eligieron romper el silencio en los medios fueron la abogada del productor que denunció el caso así como Marcelo D’Alessio, el supuesto intermediario de Stornelli, quien desmintió haber extorsionado al empresario Etchebest por encargo de Stornelli.


seguir leyendo
home politica cuadernos de las coimas
Temas de esta noticia

Lo más visto