los identificaron gracias a las camaras

Crimen del empresario: detienen a tres sospechosos y buscan a más cómplices

Abel Espósito fue sorprendido en su casa de Bernal cuando regresaba de sus vacaciones en Punta del Este. Le pidieron un maletín y lo torturaron, asfixiándolo hasta que falleció. 12|01|19

Tres hombres fueron detenidos acusados de participar del crimen del empresario Abel Leonardo Espósito, quien fue torturado y asesinado por delincuentes en su casa de la localidad bonaerense de Bernal, cuando regresaba de vacaciones en Punta del Este. Buscan a otras tres personas.

El análisis de las imágenes de las cámaras de seguridad de la zona fueron claves para identificar a las personas que participaron de este cruel hecho. Además, en los allanamientos que culminaron con los tres detenidos, encontraron ropa y zapatillas que presuntamente usaron los atacantes ese día, según explicaron fuentes policiales.

Uno de los detenidos es Víctor O. A., conocido por el apodo de “Serrucho” y tiene 42 años. Los otros dos son hermanos: Ricardo A.A. tiene 26 años y Carlos L.A., 32. Ambos trabajan para la Municipalidad de Avellaneda. El primero hace un año se desempeña en Higiene Urbana y el segundo en el espacio de Obras Públicas hace ocho meses. En los allanamientos hallaron los recibos de sueldos de ambos y la indumentaria de trabajo.

Los tres están acusados del crimen del empresario de 51 años y dueño de una curtiembre de Avellaneda, cometido entre la noche del domingo y la madrugada del lunes últimos junto con al menos otras tres personas.

Dos de los detenidos trabajan para la Municipalidad de Avellaneda

Las fuentes informaron a PERFIL que aún buscan a dos hombres y una mujer que habría actuado como campana.  

Los delincuentes estuvieron varias horas esperando a la víctima porque el vuelo se demoró. Estamos certificando el móvil del crimen”, dijo uno de los investigadores, quien agregó que “en la vivienda había dinero en efectivo y objetos de mucho valor que no se llevaron”. Se cree que los delincuentes buscaban un maletín

Las detenciones se realizaron en Avellaneda y Lanús y durante los allanamientos se secuestraron dos armas, vestimentas y otros elementos de interés para la causa.

El hecho. Espósito fue asesinado en su casa situada en la calle Avellaneda al 100, a unos 250 metros de la comisaría 2ª de Quilmes, en pleno centro de Bernal, en la zona sur del Conurbano. De acuerdo a los pesquisas, el empresario fue sorprendido por los delincuentes cuando llegó a su domicilio desde la ciudad uruguaya de Punta del Este, donde el resto de su familia se había quedado para pasar sus vacaciones.

Los pesquisas sospechan que los autores entraron a la casa antes de que llegara el dueño, luego de saltar la reja del frente que da la vereda e ir por los techos hasta llegar al jardín trasero, donde retiraron el mosquitero de una ventana que estaba abierta. La empleada doméstica, que dormía en la casa, fue encerrada con el empresario. Luego Espósito fue llevado al baño de la casa, donde le ataron un toallón alrededor del cuello y le arrojaron agua para que les revelara dónde guardaba un maletín. Les dijo que no tenía ninguno y murió asfixiado.


seguir leyendo
home policia los identificaron gracias a las camaras

Lo más visto