En vivo
Cuenta regresiva

Argentina entró en default: cómo siguen las negociaciones

A cuatro años de volver al mercado de capitales, se incumplió el pago a los bonistas. Gobierno y acreedores le bajan el tono a la situación y acuerdan "seguir negociando". 22 de mayo, 2020

Argentina estaría declarada oficialmente en default, apenas unos cuatro años después de que una ola de optimismo atrajera miles de millones de dólares en inversiones, cuando el país regresó al mercado de capitales.

El plazo para que los tenedores informaran si aceptaban entrar al canje de deuda estaba previsto para hoy a las 17 hora de Nueva York (18 de la Argentina). Sin embargo, y atento a como venían avanzando las negociaciones estos días, finalmente este viernes el gobierno oficializó la extensión hasta el 2 de junio del plazo para negociar la deuda.

Tal como consigna la agencia Bloomberg, el embajador argentino en Estados Unidos dijo que el país no realizará los pagos atrasados de US$500 millones cuyo período de gracia expiró hoy hasta que pueda llegar a un acuerdo de reestructuración con los acreedores, lo que marca el noveno default de deuda internacional del país en sus 200 años de historia.

Funcionarios del Gobierno ya habían dicho que no tenían dinero para pagar y habían estado en conversaciones con inversionistas que tenían deuda extranjera por US$65.000 millones.

Los mismos operadores en el mercado vienen explicando que nada puede cambiar inmediatamente después del default. Si bien los tenedores de bonos ahora tienen la opción de ir a la corte para demandar por el pago total, es probable que sigan buscando un acuerdo siempre que las partes no lleguen a un punto muerto. Los juicios son caros y Argentina tiene un historial de luchar hasta el final.

Pero el no pago desencadena cláusulas de incumplimiento cruzado en sus otros bonos y Argentina ahora tiene una ventana de dos meses para “remediar” la situación antes de que los tenedores de esos bonos también tengan la oportunidad de demandar.

De lo contrario, podrían pedir la aplicación ante un juez en Estados Unidos de la llamada "cláusula de aceleración", por la cual al considerar por extensión a toda la deuda en default, permite reclamar judicialmente el pago anticipado de capital e intereses de los adeudados. "Será default porque Argentina no pagará nada más, salvo que sea una condición de la negociación", indicó a la AFP ayer el analista Carlos Fara.

Si bien se ingresa en el default selectivo o default técnico "por incumplir selectivamente en una emisión o clase de obligacion", desde ambas partes se percibe cierto optimismo de que se pueda alcanzar un acuerdo en los próximos días y semanas.

Los inversionistas se resignan a ciertas pérdidas y el Gobierno ha tratado de mantener las cosas de forma amigable, evitando la retórica que demonizaba a los acreedores, un distintivo de la batalla del país con los fondos de cobertura por los defaults de principios de este siglo.

LR


seguir leyendo
home economia Cuenta regresiva

Lo más visto

Noticias Recomendadas