algarabias

La inversión foránea

Una autopista con peaje se parece a un camino cerrado. 3|11|17

Una autopista con peaje se parece a un camino cerrado. El argumento de que el peaje lo debe pagar quien circula, para no esquilar a quien no tiene ni siquiera un automóvil, es un poco falaz: Vialidad puede encargarse del cuidado de caminos con los ya elevadísimos impuestos al combustible, como ocurre en los países más desarrollados de Europa.

La noticia de que Benetton comprará a la española Albertis, hoy dueña de las concesiones del Acceso Oeste y Panamericana, ocurre en un momento histórico. El gran negocio de Benetton coincide con el reclamo de la comunidad mapuche por el derecho a sus tierras, que ya han sido vendidas a manos extranjeras, como ahora estos accesos. Es poco probable que no haya ninguna relación directa, carnal y racional entre la represión estatal a los mapuches y este nuevo emprendimiento del dueño de sus tierras.

Clarín y sus lectores parecen festejarlo bajo el banderín de “por fin llegó la inversión extranjera”. Vamos a ver cómo se arma el verosímil esta vez. Está complicado. La administración de las autopistas ha sido siempre un tema álgido. La inversión es poca o nula, el rédito es enorme y las opciones para escapar de este consumo compulsivo, inexistentes. Es el negocio ideal para estas pseudoinversiones extranjeras. En este caso, además, el trabajo humano se va reemplazando por tarjetas automatizadas y barreras robóticas, con lo cual ni está la ventaja de crear puestos de trabajo. Así es en Santiago de Chile, donde uno paga sin darse cuenta por moverse dentro de las únicas alternativas viales de la ciudad mediante un chip en el parabrisas que actúa con la misma discreción de un micrófono del FBI. Un chip que pita en el auto cada vez que se consume traslado.

“La inversión extranjera” es una suerte de oxímoron. Todo negocio consiste naturalmente en invertir menos de lo que se espera ganar. ¿Cómo se puede entonces esperar este destino con alguna algarabía? ¿Qué tonta publicidad nos está vendiendo esta esperanza?


seguir leyendo
home columnistas algarabias
Temas de esta noticia

Lo más visto