el financista K

Stornelli anuló el acuerdo con Clarens y pidió su detención

Bonadio no había aceptado su confesión. Ahora debe firmar la orden para detenerlo. El fiscal había destacado sus “aportes”. 1|09|18

El fiscal Carlos Stornelli sorprendió ayer al dar de baja el acuerdo al que había llegado con Ernesto Clarens y pedir su detención. Fue apenas dos semanas después de que el financista se presentara espontáneamente en el caso de los cuadernos de las coimas y pidiera ser tomado como “arrepentido”. Pese a haber llegado entonces a un acuerdo con Stornelli, éste nunca llegó a ser homologado por el juez Claudio Bonadio. Ese fue uno de los factores que influyeron en la caída del acuerdo al que se sumó la llegada de información que complicó el panorama para que Clarens pudiera obtener el beneficio.

Sin embargo, y pese al pedido de Stornelli, al cierre de esta edición el magistrado no había emitido orden de detención contra Clarens, considerado el financista preferido de Néstor Kirchner.

El pedido de Stornelli causó sorpresa el mediodía de ayer en Comodoro Py, en especial por el entusiasmo que había mostrado el fiscal pocas horas después de la declaración de Clarens. Incluso, en una entrevista radial Stornelli había afirmado: “No puedo ventilar las pruebas pero Clarens ha hecho aportes sustanciales”.

Con su presentación el viernes 17, Clarens apuntó a convertirse en  el primer arrepentido ligado al mundo del dinero involucrado en las maniobras investigadas. Fue luego de que supiera que su nombre había sido señalado por otros arrepentidos del caso, que estalló mediáticamente el 1º de agosto.

Fundador de Invernes (algunos sostienen que es un juego de palabras con “Inversiones Néstor”), la financiera que fue investigada por la Justicia en el marco de la ruta del dinero K, Clarens confirmó las declaraciones de dos empresarios arrepentidos en la causa de los cuadernos. Fueron ellos quienes aseguraron que llevaban el dinero de coimas en pesos a su financiera y que Clarens convertía esos montos en su equivalente en dólares, para luego entregárselos al entorno de confianza de Kirchner. En ese círculo sobresalía la figura de Daniel Muñoz, ex secretario del ex presidente. Fallecido en 2016, Muñoz es un personaje clave del entorno K y su presunto rol en el caso ya fue descripto, entre otros, por Claudio Uberti,  ex titular  del órgano de Control de Concesiones Viales (Occovi), el primer funcionario detenido en convertirse en arrepentido. Precisamente Uberti y Clarens coincidieron en señalar que el destino final de los bolsones con dinero mencionados en el caso tenían al sur del país como destino final. Es más, Uberti habló de vuelos y valijas que iban llenas y volvían vacías.

El avance de los investigadores del caso en la ruta del dinero es el nuevo tramo que se comienza a abrir luego de que ya se dieran por probados los dichos del ex chofer Oscar Centeno en sus cuadernos. A lo que después se sumaron los detalles dados en las diferentes declaraciones que fueron completando la estructura de maniobras denunciadas.

Cercado por la Justicia. Una financiera ligada a Clarens fue allanada esta semana por orden del juez Sebastián Casanello, quien investiga la denominada ruta del dinero K, causa por la cual Cristina Kirchner ahora deberá ser citada a indagatoria (ver página 21). El operativo se realizó en unas oficinas de la calle Esmeralda al 700, donde se encontraron documentos ligados a Invernes, la empresa de Clarens. Del lugar se llevaron varios CPU, una grabadora DVR, tres pendrives con información y cuatro cajas con libros contables y documentación relacionada con el expediente.



seguir leyendo
home politica el financista K
Temas de esta noticia

Lo más visto