Marcha 21F

Moyano tensó la cuerda con el Gobierno pero no la rompió

Aún es un jugador de peso a la hora de la protesta pero tomó nota de sus límites. 21|02|18

El 21F fue el acto más contundente contra la administración Cambiemos en algo más de dos años. Copó la 9 Julio, haciendo uso y abuso del andamiaje de movilización de algunas estructuras sindicales (no todas) y sociales. Sin paro de transporte. Y sin incidentes.

Hugo Moyano criticó duro al Gobierno por sus políticas sociales y económicas. Aunque pidió que no se insultara al presidente Mauricio Macri. Y tampoco redobló la apuesta, al evitar el llamado a una huelga general, una herramienta a la que suele apelar el sindicalismo cuando decide pintarse la cara.


Moyano mostró hace un rato que aún es un jugador de peso a la hora de la protesta. Pero también tomó nota de sus límites:

1.  La Justicia : “No tengo miedo de ir preso”.

2.  Otros gremios, que no lo acompañaron.

3.  Un aumento del malhumor social, que empeoró pero todavía no es suficiente para que Moyano y los de siempre decidan ir a fondo contra el Gobierno.



seguir leyendo
home columnistas Marcha 21F
Temas de esta noticia

Lo más visto