Buenos Aires martes 23/05/17

14 º

23 º

Este 5 Km/h
Ahora 20.4º

miercoles

13º
20º
Mañana
Noche

jueves

14º
19º
Mañana
Noche

viernes

10º
16º
Mañana
Noche
20 kilos de drogas

Quiénes son las dos mulas que viajaron con Macri en el avión

Robinson Duque vive en la Comuna Recoleta de la capital chilena y trabaja como mozo en un bar de la zona de Bellavista. La mujer que lo acompañaba es empleada doméstica. No tienen antecedentes. Ver fotogalería Sábado 11 de Marzo de 2017 14:29 hs.
El vuelo 1.183 de Aerolíneas Argentinas del 25 de febrero pasado fue especial: el presidente Mauricio Macri, su esposa Juliana Awada y una selecta comitiva que lo acompañó en su visita a España figuraban entre los pasajeros, una situación no tan habitual. La sola presencia de un primer mandatario en un avión comercial obliga a reforzar la seguridad regular. Pero algo falló. Porque dos mulas de origen colombiano viajaron sin problema en el mismo vuelo trasladando más de veinte kilos de drogas sintéticas. Un verdadero escándalo.

Consuelo Martínez Muñoz (49) y Robinson Duque Ocampo (32) fueron detenidos por la Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA) el 26 de febrero pasado a las 11 de la mañana en el Aeropuerto Jorge Newbery, minutos después de haber despachado el equipaje para abordar un avión con destino a Santiago de Chile, el viaje final de la droga.

Siete horas antes habían aterrizado en Ezeiza, procedentes del Aeropuerto Madrid-Barajas.
Si bien la hipótesis principal es que las 64 mil dosis de éxtasis fueron acondicionadas en las valijas que despacharon en España, los investigadores del caso no descartan que hayan cambiado de equipaje en el trayecto a Aeroparque. A raíz de ello es que el juez en lo Penal Económico Marcelo Aguinsky requirió a los directivos de Tienda León que informen si existió algún tipo de interrupción o si se trató de un trayecto “non stop”.

Martínez Muñoz y Duque Ocampo salieron del Aeropuerto Internacional Ministro Pistarini en una unidad de esta empresa, a las 7.30 del 26 de febrero y llegaron a Aeroparque a las 8.36. Un dato obtenido por las cámaras de seguridad de Ezeiza llamó la atención de los detectives: demoraron casi tres horas en llevarse las valijas de la zona de retiro de equipaje. 

“¿Estamos seguros que ellos movieron las valijas desde allá (por España)?”
, se pregunta un vocero vinculado a la investigación. Para los pesquisas el tema del doble control no es menor. Cambiando de avión estas mulas colombianas sumaron una requisa más y por ende una posibilidad extra de ser detectadas y detenidas. ¿Acaso sabían que estaban trasladando droga? No sería el primer caso de personas que trasladan sustancias prohibidas sin saberlo. Y nadie lo descarta.

Otro dato: los acusados no cuentan con antecedentes delictivos. “Ni en Colombia ni en Argentina ni en ningún otro país del mundo”, aseveró a este diario un pesquisa.  

Ahora bien, si efectivamente las pastillas fueron cargadas en España, entonces no hay duda que fallaron los controles del Aeropuerto de Madrid porque las valijas de todos los pasajeros (incluidas las de la comitiva de Macri) fueron escaneadas para descartar la presencia de explosivos, armas o drogas.  

Sin embargo, detectar drogas sintéticas no es tan fácil como ocurre con otras sustancias como la cocaína o la marihuana. Por ejemplo, los perros antinarcóticos no olfatean metanfetaminas. “Depende mucho de la experiencia de los efectivos que monitorean los escáners. Hay que saber mirar. No hay otra manera de detectarla si no es por la experiencia del personal”, explica una fuente consultada por PERFIL.

De acuerdo con los voceros, las pastillas de éxtasis secuestradas por la PSA tenían las figuras del logo de WhatsApp y el casco de Darth Vader, uno de los personajes de la película Star Wars. Según se sospecha, la droga sería de origen holandés, otro indicio a la hora de establecer la ruta de la droga.

Quiénes son. Robinson Duque Ocampo y Consuelo Martínez se negaron a declarar, aunque fueron procesados por narcotráfico y se les trabó un embargo a cado uno por 50 millones de pesos (cuatro veces más el valor de la droga que fue secuestrada).    

Robinson nació en la ciudad de Manizales, aunque parte de su familia reside en la ciudad de Pereira, en el departamento de Risaralda.  Tanto él como su acompañante estaban viviendo en Santiago de Chile, adonde trasladaban la droga.

El joven de 32 años trabajaba en un bar de la zona de Bellavista y estaba en pareja con una chica de su misma nacionalidad. La mula que lo acompañaba manifestó ser empleada doméstica, y se sospecha que tendría una relación de parentezco con Robinson. Desde el 26 de febrero que permanecen detenidos en una Unidad del Servicio Penitenciario Federal.                   


seguir leyendo
home sociedad 20 kilos de drogas

Lo más visto