Ciudad de Buenos Aires sabado 19/08/17

7.8 º

17.2 º

Sudoeste 7.4 Km/h
Ahora 17.2º

domingo

6.7º
15.5º
Mañana
Noche

lunes

9.9º
17.3º
Mañana
Noche

martes

15.2º
19.8º
Mañana
Noche

miercoles

14.9º
20.7º
Mañana
Noche
Gabinete

Macri íntimo: más controlador y sin ánimo para díscolos

No quiere más "Prat-Gay" o "Melconian". El Presidente decidió encarar una nueva etapa de su gestión. Domingo 05 de Febrero de 2017 17:40 hs.

“Toma nota y escucha a todos, en especial para saber qué están diciendo de él”. Uno de los funcionarios con acceso privilegiado a la intimidad presidencial describe las sensaciones que le dejaron sus últimas charlas con Mauricio Macri. Su conclusión: está más “controller” que nunca con su gabinete, sabe que será la cara y el cuerpo de la campaña y se metió en la “rosca” política que muchos ven lejana a su figura.

Desde que volvió de sus vacaciones en el sur, Macri decidió encarar una nueva etapa de su gestión. Comenzó a llevar pequeñas libretas para anotar respuestas y confrontar argumentos. El martes pasado en Olivos, los radicales se sorprendieron al verlo llevar sus argumentos anotados y tomar apuntes sobre cuestiones puntuales. Lo mismo ocurre en las reuniones de gestión. Cerca de él aseguran que está “centrado” y “muy metido” en lo que será la campaña. “Se nutre de todos. En especial, para saber quiénes están alineados con él y quiénes no”, cuenta uno de sus asesores. El objetivo: deshacerse de cualquier díscolo rápidamente. “No quiere más Prat-Gay o Melconian”, agrega la misma fuente, sobre los funcionarios últimos desplazados.

Intenta no perderse la mesa de “pensamiento” de los lunes, a la que concurren desde Jaime Duran Barba (cuando está en el país), el poderoso jefe de Gabinete, Marcos Peña junto a María Eugenia Vidal y Horacio Rodríguez Larreta. En esa mesa supo estar Emilio Monzó, pero fue marginado, en especial tras la entrevista con PERFIL donde se despachó con críticas contra Jaime Duran Barba.

El peronista ex intendente, Carlos Grosso a veces se sienta a charlar con ellos, pero últimamente prefiere dejarle sus pensamientos todas las noches. Toma nota en una libreta personal. en la casilla de e-mail personal del Presidente todas las noches, ideas que Macri no deja de leer. Aquellos que frecuentan la quinta de Olivos aseguran que para Macri ya es “su casa”, a pesar de que los fines de semana suele volver a su quinta, Los Abrojos. Olivos ya es “su casa” también porque Juliana Awada la ambientó y la recorre como ama de casa del lugar. Días atrás sorprendió en el quincho, donde estaba reunido el Presidente y la primera plana del PRO junto a los aliados radicales para ofrecer tomatitos cherry de la huerta que cuida a diario. Ese día Rogelio Frigerio (Interior) se adelantó a todos y evitó el postre de chocolate para saborear cerezas. El histórico del PJ le manda ideas a Macri por mail. El senador Angel Rozas le sacó algunas y el vicejefe porteño, Diego Santilli, terminó reclamando su parte. Awada sigue siendo una persona clave para entender al Presidente.

La esposa de Macri tiene a su lado a Agustina, la niñera de origen paraguayo que cuida a sol y sombra a Antonia. En especial cuando recorre la quinta en bicicleta con rueditas. Y claro, en “su casa”, el año pasado, Awada sorprendió en calzas a Hugo Moyano, quien había llegado junto a su cuñado, el Chiqui Tapia (del club Barracas Central). Cuando le abrió la puerta para invitarlo a pasar al living mientras esperaba al Presidente, Moyano dudó si era momento de entrar. Creyó que lo atendería una de las dos mujeres que colaboran en el aseo de la residencia presidencial.

Para Macri su hogar también es sinónimo de fútbol. Hace 10 días sumó, por primera vez, a su hijo menor (Francisco) a los “picaditos” de los miércoles por la noche. El joven, de 27 años, entró en el primer tiempo para el equipo de su padre (el de Casa Rosada) y muchos no tenían claro quién era. Jugó de doble 5. Su equipo perdía 3 a 2 cuando jugó el jefe de Estado pero cuando dejó la cancha, en el segundo tiempo, los goles de Fernando de Andreis (secretario general) lo dieron vuelta: fue 5 a 3. El Presidente está recuperado de su operación de rodilla. Pero no hace goles desde un histórico tiro libre. Lo ven bastante impreciso en sus pases, a pesar de que se planta como 10. Sin embargo no deja de dar órdenes: se enoja con José Cano (Plan Belgrano) por tirar pelotazos, pide marcar fuerte a “Nacho” Pérez Riba (el jefe de asesores de Producción) y se enoja con el gobernador de Mendoza, Alfredo Cornejo, por “morfón”. Un Macri auténtico.



seguir leyendo

Lo más visto