POR UNA PLANTA DE AYSA

Roggio, socia local de Odebrecht, prepara su defensa por sobornos

"Nos manejamos siempre en el marco de la sociedad", aseguró Aldo Roggio. Metrovías, del Grupo, se prepara para un año más de subte. Sábado 07 de Octubre de 2017 20:09 hs.

El Grupo Roggio es una de las empresas que deberá presentarse a declarar en el caso de coimas de Odebrecht por una planta de Aysa que vincula a varias constructoras locales. “Estamos preparando la presentación en la Justicia para dentro de unas semanas”, señaló Aldo Roggio, directivo de la Benito Roggio e hijos. 

“No puedo decir más”, se excusó sobre la estrategia de defensa ante la Justicia, por la citación del juez Sebastián Casanello a partir del 1º de noviembre. “Nosotros nos manejamos siempre en el marco de la UTE”, agregó en diálogo con PERFIL sobre la unión transitoria de empresas que integró con la constructura brasileña, Supercemento y José Cartellone Construcciones Civiles para la construcción de la planta de agua potable Juan Manuel de Rosas.

Roggio participó de la Convención de la Cámara de la Construcción donde los empresarios estiman que la defensa será asegurar que los socios locales no estaban al tanto del accionar de Odebrecht. “Fue la queja de muchas empresas, incluso en ese momento: que no tenían control sobre la brasileña”, aseguran ahora en el sector, donde el jueves apuntaron contra la corrupción, aunque centrada en la figura del dirigente de la Uocra de La Plata, Juan Pablo “Pata” Medina, o el empresario Lázaro Báez. 

La participación de Odebrecht en las obras habilitaba el desembolso de fondos por parte del Bndes, el Banco Nacional para el Desarrollo Económico y Social de Brasil. Además de la compra de bienes, el banco otorgaba un 10% que “quedaba en Brasil, para cubrir gastos varios del proyecto, viáticos y gastos de representación”. “De ahí salían los pagos ilegales”, estipulan, en base a que el 10% de una obra es mucho más de lo que se necesita para pagar esa clase de gastos.

Entre las empresas constructoras reconocen que es posible “que muchas más estén implicadas” en esquemas similares. Hay 28 personas y empresas en la nómina de imputados de Casanello. “Sobornamos a más de mil personas en todo el mundo”, declaró, Rodrigo Tacla Durán, uno de los abogados de Odebrecht

Otro de los que fue citado es el ex presidente de la Cámara de la Construcción, Carlos Wagner, uno de los grandes ausentes de la reunión anual del sector. “Acá el único Wagner que se escucha es el compositor alemán”, bromeó uno de los asistentes a la reunión del jueves en un hotel de Retiro. El titular de Esuco fue señalado como quien vinculó a las empresas locales y Odebrecht para las obras de Aysa. 

Bajo tierra. Por su parte, Roggio se apresta a conseguir una extensión de la concesión de Metrovías en el subte porteño. Bajo el argumento del Gobierno de Horacio Rodríguez Larreta de que no llegan a tiempo con la licitación del servicio que vence a fin de año, el jueves se estableció que el proyecto será analizado por la Legislatura. La idea es extender la concesión por un año. 

“Si no hay condena judicial, las empresas pueden participar de las licitaciones”, explicó el ministro de Transporte, Guillermo Dietrich.  Así, Metrovías seguiría a cargo del subte hasta diciembre de 2018. En el mientras tanto, además de continuar con la operación, prepararán los pliegos para la licitación. “Nos vamos a presentar”, aseguraron. El Gobierno porteño llevó adelante un road show en el exterior en el que cosechó el interés de operadoras de metro de grandes ciudades.  


seguir leyendo
home economia POR UNA PLANTA DE AYSA

Lo más visto